Viernes 05.06.2020

San Miguel de Tucuḿan

H 77
SMTuc


17/03/2020

Sociedad

Coronavirus: cuánto "vive" en aire, vidrio, billetes, acero y más superficies

Las gotitas que se desprenden de la tos y del estornudo de las personas infectadas por coronavirus pueden caer sobre las personas pero también sobre cualquier otra superficie que esté cerca. El problema es que las partículas del virus pueden sobrevivir en casi todos los materiales -picaportes, botones de ascensor, dinero o mostradores de negocios- por lo que también son fuente de contagio. Su tiempo de vida depende de distintas variables como la concentración del virus, la temperatura, la humedad del ambiente y el tipo de superficies.

En una nota publicada por LA NACIÓN , Marcela Echavarría, viróloga del Cemic e investigadora independiente del Conicet, cuenta que lo que se sabe hasta ahora es que este nuevo virus es similar en un 80% al SARS y que "a mayor temperatura se inactiva más rápido" : no soporta más de treinta minutos a 56 grados. Entonces que se mantengan las temperaturas más de verano resulta clave para contener la propagación.

Antes de depositarse sobre algún objeto, hay que considerar que el virus puede sobrevivir hasta tres horas en el aire después de ser expulsado. Por eso se insiste tanto con la tos en el codo y con el uso y el descarte inmediato de los pañuelos de papel para los estornudos.

Sobre el plástico las partículas pueden vivir entre dos y tres días, de ahí, por ejemplo, que sea lógico que se hayan cerrado todos los juegos de plaza.

En el caso del vidrio es viable hasta cuatro días por lo que habrá que tener cuidado con las puertas de algunos locales comerciales y las de los edificios. Lo mismo sucede sobre la madera.

El acero inoxidable les permite vivir hasta 72 horas mientras que el cobre cuatro horas. En cartón el coronavirus contagia hasta un día completo.

Se estima que en el caso de las fibras de telas suaves, sintéticas, semisintéticas y de seda tienden a contaminarse menos que las naturales como el algodón y la lana. El consejo es cambiarse la ropa todos los días y ventilar bien las sábanas y las toallas.

Respecto del dinero se trata de mantener las mismas medidas de higiene que deberíamos seguir en tiempos de normalidad, es decir, lavarse las manos después de manipular dinero y, en este momento particular, no tocarse la cara antes de hacerlo. Es el consejo que da la Organización Mundial de la Salud que, a su vez, asegura que el contagio en estos casos es muy bajo.

Recomienda esta nota: